EL BLOG DE LOS LIBROS Y LA MÚSICA

TRANSLATE:

lunes, 1 de julio de 2013

LA SAGA DE GERALT DE RIVIA IV - Andrzej Sapkowski

TÍTULO: La Saga de Geralt de Rivia
LIBROS: VII. La Dama del Lago 1
            VIII. La Dama del Lago 2
AUTOR: Andrzej Sapkowski
EDITORIAL: Alamut Ediciones
AÑO: 2009 y 2010
GÉNERO: Fantasía Épica

"- De las llamitas, algunas altas y poderosas eran, vivamente brillaban y con claridad, otras por su parte eran pequeñas, vacilantes y temblorosas, y oscurecíase su luz y amortiguábase a trechos. En el mismo final había una llamita pequeña y tan débil que apenas ardía, apenas se removía, ora brillando con gran esfuerzo, ora casi, casi apagándose del todo.
- ¿De quién es ese fueguecillo moribundo? - preguntó el brujo.
- Tuyo - respondió la Muerte".

Y así llegamos al final de la saga del escritor polaco Andrzej Sapkowski. "La Dama del Lago", dividido en dos volúmenes, pondrá fin a las aventuras del brujo Geralt de Rivia y de la valiente Ciri... siempre es un poco triste terminar una saga cuando has compartido con ella horas de lectura en la intimidad, cuando has vibrado con sus páginas, cuando ha logrado emocionarte, cuando ya te has convertido en uno más de los compañeros de Geralt, cuando has sufrido y temido por la vida de Ciri y cuando has deseado poder amar a Yennefer o dejar que el bueno de Jaskier te cante unas canciones al calor de un buen fuego, pero... "Algo termina, algo comienza".

Concluir una saga siempre es complejo y más cuando ésta va sumando libros y en cada libro surgen nuevos personajes que van poblando el amplio universo, dando paso a una obra coral repleta de pequeñas historias que, después de las enormes expectativas generadas, el autor debe ser capaz de reconducir hacia un final que logre satisfacer a su séquito de exigentes lectores. Más aún cuando resulta que empiezas a convertirte en un referente dentro de la fantasía épica. Y qué puede pasar? pues que te salga un final brutal acorde con el nivel elevadísimo que ha mostrado tu pluma o que llegues a un final mediocre que deje esa sensación de "Pues vaya mierda!" cuando leas la palabra FIN.

También, como siempre, los finales van a gusto del consumidor, así que habrá lectores que a día de hoy puedan sentirse decepcionados, otros indiferentes y algunos encantados de la vida con la conclusión que Sapkowski ha querido dar a su "hijo" Geralt. A mi, personalmente, me ha gustado, tal vez esperara algo más (quizá sólo fuera un deseo, el último deseo) y algunos sucesos no han aportado la dosis de originalidad anhelada y hayan sufrido un final, por así decirlo, típico, pero me ha gustado y me declaro fan incondicional del polaco, ante el que me quito el sombrero: bravo Sr. Sapkowski y gracias, mil gracias!

Fiel a su estilo, acostumbrados y familiarizados ya con su literatura más propia del Siglo de Oro, amantes de su exquisito trazo y la riqueza y profundidad de sus diálogos, Sapkowski vuelve a posicionarse como una de las mejores plumas del siglo XXI. Lenguaje muy cuidado y culto mezclado con esa jerga popular, buenas dosis de sentido del humor y sarcasmo, variedad de puntos de vista, raciones de filosofía y ética, agilidad en el ritmo, precisa descripción de un entorno que uno puede llegar a evocar en su cabeza y reflexiones sobre política, xenofobia y la humanidad (miserias y grandezas incluidas), se unen, puntada a puntada, para hilar brillantemente una historia rebosante de capacidad creativa.

Los tres puntales básicos de la historia, Geralt, Ciri y Yennefer, permanecen separados, aunque los tres persigan con insistencia la idea de reencontrarse. Cada uno por su cuenta, cada uno con sus problemas y viviendo su propia historia, siempre rodeados por un círculo de personajes secundarios de lujo, en "La Dama del Lago" se pone de manifiesto la imperiosa necesidad que los tres sienten por volver a verse y estar juntos, sentimiento que no deja lugar a dudas y que anticipa un reencuentro, por otro lado, inevitable.

A Geralt lo encontramos de "vacaciones" en Toussaint, una especie de campiña estival donde todo parece maravilloso (y si no que se lo pregunten a Jaskier) y que bien podría haber sido un relato corto porque su desarrollo, libertad e independencia casi lo convierten en una historia con identidad propia. Ciri pasando apuros y tratando de averiguar y aceptar su destino cautiva en el país de los elfos, donde su ansia de libertad para regresar a su mundo y poder estar con los suyos cabalgará tan fuerte como su fabulosa yegua Kelpa. Y Yennefer, presa y torturada en el Castillo de Stygga por el malvado Vilgefortz, desesperado por averiguar el paradero de Ciri y cumplir la profecía.

Conoceremos tres nuevos personajes, que al principio nos descolocarán un poco y que nos llevarán a preguntarnos qué pintan en toda la saga, pero cuya aparición quedará más que justificada y precisada a medida que avance la historia: Nimue, Condwiramurs y el Rey Pescador. Aparentemente un elemento discordante, pero nada en Sapkowski es casual ni caprichoso y, al fin y al cabo, cada nuevo personaje contribuye a ampliar la visión global del conjunto y seguir agrandando la historia. Ningún personaje es inútil o un mero figurante, siempre terminaremos sabiendo que, a su manera, resulta imprescindible para la conclusión de la saga.

También resulta muy destacable el episodio de la Batalla de Brenna, de tratamiento magistral. Una batalla en toda regla entre el Imperio de Nilfgaard y el Norte, de ritmo atronador e impecable, que te dejará sin aliento en una sucesión estratégica de movimientos de ataque y defensa narrados con una precisión táctica digna de militares. La descripción de los combates, de las armas, de los pertrechos, cómo estaremos viviendo y viendo la guerra desde la óptica de un cirujano de campo, un general, un simple mensajero o un valeroso mercenario enano ... impresionante. Como impresionante resultará el vertiginoso y trepidante desenlace en el Castillo de Stygga, donde volveremos a gozar con el instinto de un Geralt despojado de todo código ético y dispuesto a derramar hasta la última gota de sangre por proteger a su familia. Su acero nos hará danzar a un ritmo frenético.

En definitiva, un nuevo episodio rebosante de imaginación, donde la fantasía permite reflexionar sobre la realidad y en el que Sapkowski cierra todos los frentes abiertos con coherencia, sin dejar cabos sueltos, demostrando que la historia ha sido consecuente con ella misma y en la que los personajes terminarán siendo absorbidos y arrastrados por los acontecimientos históricos.

Sapkowski ha logrado renovar un género muy trillado y repleto de tópicos en el que la sombra de Tolkien puede resultar muy alargada. Su maestría en el uso del lenguaje, el estilo personal tan característico, las muestras de folklore y leyendas de la Europa Central y del Este, ese toque quijotesco y la agradecida presencia de un sentido del humor tan negro como fresco, permiten asegurar que estamos ante una de las obras de referencia de la literatura fantástica.

Toda la oscuridad y crueldad que arroja la novela a lo largo de sus siete volúmenes, la estupidez de la guerra, el racismo, el fanatismo, las traiciones, la corrupción del sistema, la política a espaldas del pueblo, la ignorancia y el hambre... todos esos fantasmas son combatidos por unos personajes entrañables e inolvidable que Sapkowski ha sido capaz de dar a luz y que aportarán la necesaria ración de esperanza para salir victoriosos ante semejante panorama devastador y devastado. Estamos ante una historia de impresionante grandeza.

Sí, tal vez nos hubiera gustado otro final o que, por lo menos, fuera más extenso en determinados aspectos. Sí, tal vez nos hemos quedado con ganas de saber algo más de personajes como Regis, Bonhart, Yarpen Zirgrin o Vilgefortz. Y sí, tal vez algunas cosas terminen siendo previsibles, pero... siempre podremos agradecer a Sapkowski su excelente saga y que nos haya permitido conocer a Geralt de Rivia, sobre el que seguirá cantando el encantador Jaskier hasta convertirlo en leyenda.

Por último y antes de cerrar mi análisis sobre la saga de Geralt de Rivia, me parece que no hacer mención a la ingente tarea de traducción sería injusto. El trabajo llevado a cabo por José María Faraldo y Fernando Otero Macías resulta excepcional en vista a la cantidad de recursos lingüísticos que utiliza Andrzej Sapkowski. Desde aquí mis más sinceras felicitaciones a ambos.

VALORACIÓN: 9/10

Ir a la reseña de los libros I y II: El Último Deseo y La Espada del Destino
Ir a la reseña de los libros III y IV: La Sangre de los Elfos y Tiempo de Odio
Ir a la reseña de los libros V y VI: Bautismo de Fuego y La Torre de la Golondrina

6 comentarios:

  1. Hola otra vez,

    me ha encantado la reseña, aunque, como te decía en el comentario anterior, a mí el final me decepcionó. Lo que viene ahora es un SPOILER SPOILER SPOILER asi que si alguien lee los comentarios sin haberlos terminado que no siga leyendo.

    Lo que a mí me decepcionó fue la muerte de todos los secundarios que iban con Geralt, muriendo en un sólo capítulo como si simplemente quisiera quitárselos de encima para el final. Creo que se apresuró, que era acertado y dentro del estilo de Sapkowski pero no en un sólo capítulo que resultaba tan rápido que ni siquiera me enternecieron un poquito las muertes.

    No obstante el sacrificio y las separaciones que dan la conclusión sí me gustaron mucho. Especialmente me gustó cuando habla de la unión del elfo y el espía y lo que pasa con el jefe de la inteligencia nilfgaardiana.

    ResponderEliminar
  2. Hola de nuevo, me alegro de leerte.

    Primero de todo: muchas gracias!

    A mi, más que decepcionarme, me entristecieron... algunas las esperaba o podían entrar dentro de la lógica y otras dolieron. Y sí, todas en el mismo capítulo son demasiadas.

    Sí, esas conversaciones al calor del fuego son muy, muy interesantes y acertadas, a mi también me gustaron. De todos modos, creo que la saga cierra el círculo bastante bien y que Sapkowski merece un excelente (yo ya me he comprado sus nuevos libros, de fantasía histórica... ya te contaré).

    Salud!

    ResponderEliminar
  3. A mí Narrenturm y los Guerreros de Dios me han encantando. Son un poco bastante densos, tiene mucho de historia y de geografía del territorio de Bohemia/Silesia y a veces me da la sensación de que da por sentado que son sucesos más conocidos de lo que para alguien no polaco fueron.

    En cualquier caso muy muy recomendables. No sé cuándo saldrá el tercero (entre el primero y el segundo pasó una eternidad XD) pero me dijo el editor de Alamut en la Feria del Libro de Madrid que además esperaban poder traducir más libros de Sapkowski, en especial uno que se llama "Víbora".

    Sobre Geralt de Rivia creo que me los voy a releer. A ver si esta vez veo ese capítulo dichoso con otros ojos.

    =)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Perdona, se me había pasado por alto este comentario!

      Yo no empezaré la trilogía histórica hasta que esté publicada íntegramente, ahora estoy enfrascado con Joe Abercrombie.

      Así que "Víbora"? y sabes de qué va?
      Gracias y salud!

      Eliminar
  4. A mi parecer, Sapkowski ha escrito un final apresurado y con desgana. No es que no me gusten los hechos, es que me decepciona la forma. Pienso que, el estilo narrativo del que hace gala durante toda su obra, aquí flojea y se emborrona al escribir un libro que parece hecho pensando en clausurar toda la obra. COMIENZA SPOILER SPOILER SPOILER
    Como bien escribís, MSS Black y Dimitri,: Se carga a toda la "troupe" en un capítulo y cierra todos los cabos sueltos en un libro cuando,
    FINALIZA SPOILER SPOILER SPOILER
    mientras estaba terminando de leer "La torre de la Golondrina", me decía a mí mismo que Sapkowski no iba a poder escribir una conclusión completa y coherente a menos que fuera un libro extenso (pensando en su estilo narrativo habitual). Y, sin embargo, hay capítulos que parecen de relleno como son los viajes a otros mundos de Ciri. ¡¡Le sobra libro para concluir la saga del modo en que lo hace!!
    En fin, me decepcionó mucho "La Dama del Lago".

    Y, quisiera comentar lo mal que me pareció, por parte de BIBLIÓPOLIS, que se publicara "La Dama del Lago" en dos volúmenes cuando, en Polonia, se hizo en un sólo volúmen. Y que, antes de traducir esta novela, se tradujera y publicara "Narrenturm". Fue una estrategia comercial para exprimir la gallina de los huevos de oro pero dejando a los lectores en espera de la conclusión durante demasiado tiempo. No pensaron en los lectores sino en llenarse los bolsillos.

    Pues en protesta me leí "La Dama del Lago" en PDF descargado de internet. Compré todos los anteriores menos los dos volúmenes de "La Dama del Lago" y animo a todos los que decidan leerse la saga que hagan lo mismo en protesta por esas prácticas de las editoriales que NO piensan en los lectores.

    ResponderEliminar
  5. Buenas,

    Comparto contigo que el final de la obra, después de todo lo leído y disfrutado, después de la calidad narrativa que ha demostrado tener Sapkowski, queda resuelto de manera un tanto brusca... pero es que las sagas siempre corren ese riesgo; una pena.

    Cierto es que los viajes de Ciri pueden llegar a cansar y que uno echa de menos la presencia de Geralt y sus camaradas, pero es que Ciri termina por apoderarse de la obra.

    De todos modos, revisada en su conjunto, creo que merece la pena leer las aventuras y desventuras de Geralt de Rivia porque la pluma del polaco resulta exquisita y magistral en muchos momentos.

    Y sí, se lucieron publicando en dos tomos "La Dama del Lago", así que apoyo tu protesta.

    Salud y espero verte de nuevo por aquí, en breve.

    ResponderEliminar